En funcionamiento canal de desagüe de primera laguna de laminación en Centroamérica para prevenir inundaciones en sector Sur de San Salvador

PDF Imprimir Correo electrónico
Martes 22 de Enero de 2019 14:14

En funcionamiento canal de desagüe de primera laguna de laminación en Centroamérica para   prevenir inundaciones en sector Sur de San Salvador El ministro de Obras Públicas, Eliud Ayala, verificó hoy el funcionamiento del canal de desagüe del primer proyecto de Amortiguamiento del macro drenaje pluvial, a través de la construcción de Lagunas de laminación en la cuenca del Arenal de Montserrat.

 

 

El proyecto presenta un avance real del 67%, superior al avance programado para esta fecha que es el 60%. Es ejecutado por el Ministerio de Obras Públicas, a través del Viceministerio de Vivienda y Desarrollo Urbano, como parte del Programa de Vulnerabilidad de Asentamientos Urbanos Precarios que ejecuta en el Área Metropolitana de San Salvador.

 

Se construye entre la 49 y 25 Avenida Sur, San Salvador, en Colonia Luz, San Salvador y beneficiará a los habitantes de unas 25 comunidades entre ellas: Colonias Dina, Luz, Monserrat, IVU, San Juan, San Antonio, Málaga, Los Arcos, Modelo, Santa Anita, San Jacinto, Candelaria, La Vega, Lourdes, Gallegos, La Chacra y El Coro.

 

Esta es la primera laguna de laminación que se construye en la región centroamericana, con la finalidad de prevenir inundaciones. Se construye y supervisa a un monto de $18,949, 898.36 y se ejecutan en una longitud de 1,079 metros.

 

La obra también representa la primera intervención de obras de amortiguamiento del macro drenaje pluvial en el Área Metropolitana de San Salvador (AMSS), con el objetivo de retardar el flujo violento de agua y reducir el caudal pico, generando un flujo de agua lluvia más uniforme.

 

Esta obra, contribuirá a reducir el riesgo a las comunidades en la cuenca baja del Arenal Monserrat que por años han sido afectadas por inundaciones. Se estima que reducirá la vulnerabilidad de al menos 40 mil habitantes del AMSS de manera directa.

 

El resultado más importante de esta obra es que se elimina el efecto de repunta, que causa muerte y destrucción durante lluvias en las zonas más bajas de la ciudad.

Son 135 personas, entre hombres y mujeres los que laboran en esta obra, ejecutando tareas en los diferentes frentes de trabajo. De acuerdo a lo proyectado y si las condiciones del tiempo lo permiten la obra concluirá en mayo de 2019.

 

La obra se ejecuta en 2 fases, en la primera se realizó el desvío del cauce para ejecutar el descargadero de fondo de la paresa, y en la segunda fase la construcción del propio descargadero del fondo, que servirá para canalizar las aguas mientras se construye el resto de la presa.

 

El componente principal del proyecto lo constituye la obra de cierre que consiste en la construcción de la misma presa y para ello se ejecutan tareas como:  Desvío del cauce por fases para la ejecución de trabajos en seco; limpieza y chapeo de taludes; descapote; terracería, que incluye excavaciones, rellenos compactados y perfilados de taludes; construcción del descargadero del fondo de concreto reforzado; construcción del cuerpo de la presa con materiales seleccionados producto de las excavaciones que cumplan con lo establecido, y otras obras.

 

 

 

Además, se trabaja en Obras en perímetro de embalse. Estas tareas se ejecutan en el inicio del proyecto y consisten en: demolición hormigón y mampostería, excavación limos-arenas-gravas, excavación en roca mecánica, perfilado del terreno, construcción de gaviones caja fuerte, canaleta de concreto, tubo drenaje, y otras tareas.

 

La laguna será cerrada, con una altura de 19 metros,  el cuerpo de la presa será de materiales sueltos seleccionados procedentes de la excavación, las capas de protección serán con geo textiles, arenas, filtros de grava y rip-rap de escollera, que es una protección contra la erosión en curvas con el uso de enrocado.

 

El embalse tendrá una capacidad de 220,000 metros cúbicos, la protección del perímetro será a base de gaviones y suelo claveteado o “Soil Nailing”, que es una técnica de contención y refuerzo de suelo.

 

El programa tiene varios componentes para reducir vulnerabilidades y uno de ellas en precisamente la construcción de lagunas de laminación.

 

Según estudios, el caudal del Arenal de Montserrat sin las obras alcanza los 270 metros cúbicos por segundo y con las lagunas de laminación se reducirá hasta 105 metros cúbicos por segundo.

 

El Arenal de Montserrat, recoge el agua que viene desde el Volcán de San Salvador y Santa Tecla y cruza San Salvador y llega a Zona Sur-Oriente de la capital.

 

San Salvador, 22 de enero de 2019

 

Última actualización el Martes 22 de Enero de 2019 14:23